Recorrido procesional y misa del BEATO CEFERINO EN LEBRIJA

Puedes leer en este artículo un resumen de la vida del gitano Ceferino Jiménez Malla hasta su beatificación en Roma



RESUMEN DE LA VIDA DEL BEATO CEFERINO

Ceferino Jiménez Malla, El Pelé, nació en Cataluña en el seno de una familia gitana que por aquellos años de 1860 (siglo XIX) era nómada y buscaba con su carromato el mejor sitio donde ganarse la vida.

Origen humilde, se dedicó a oficios propios de los gitanos como la venta de canastos siendo aún muy niño y tratante de ganado ya más mayor.

Se casó primero por el rito gitano con Teresa Jiménez y años después por la Iglesia Católica. No tuvieron hijos pero la vida de El Pelé está muy vinculada a otros niños. Su padre abandona el hogar y Ceferino se convierte en el responsable de la familia. Con Teresa acoge y educa a su sobrina Pepita y en Barbastro, pueblo de la provincia de Huesca donde finalmente se instalan y abandonan la itinerancia, se reúne frecuentemente con niños y les lee la Biblia.

Sufre las injusticias propias de la época por ser gitano. En 1919 permanece en la cárcel durante tres meses por algo que no hizo. Esto y la muerte de su mujer lo hacen cada vez más deboto y practicante. El Pelé rezaba mucho y se decide a entrar en la Orden Tercera Franciscana y seguir así los pasos cristianos de San Francisco de Asís.

Llevaba siempre un rosario en la mano y rezaba hasta por la calle. En la Conferencia de San Vicente de Paul entra para ayudar a los pobres. En 1931,  año en que se instaura la Segunda República, El Pelé estaba altamente comprometido con la Iglesia Católica y participaba,  por ejemplo, en la Adoración Nocturna de la Santa Eucaristía.

Estalla la Guerra Civil y la provincia de Huesca queda dividida en los dos bandos. Barbastro queda en manos de los republicanos y sacerdotes y religiosos sufren represión y asesinato. Ceferino Jiménez observa cómo detienen a un sacerdote e intenta defenderlo. Detienen y encarcelan a Ceferino, que se aferra a su rosario y no deja de rezar en la cárcel. En la madrugada del 8 al 9 de agosto de 1936 fusilan a Ceferino Mártir junto a otros sacerdotes y los entierran en una fosa común.

En el año 93 comienza el proceso para su canonización en Barbastro hasta que en mayo de 1997 El Pelé fue reconocido en la Plaza de San Pedro de Roma mártir de la Iglesia Católica y presentado al mundo entero como un modelo para todos los cristianos.

Aquí os dejamos algunos momentos de la Misa oficiada en Lebrija con la Iglesia de San Francisco llena de gente:

Añadir a favoritos el permalink.

One Comment

  1. Pingback:Celebración de la Misa Flamenca del Beatro Ceferino en la Iglesia de Santiago de Utrera - Lebrija Flamenca

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>